lunes, 10 de agosto de 2020

El movimiento del pensar. Diálogos y resonancias entre escultura, escena y otros lenguajes.

 Ponencia presentada en las II Jornadas de Investigación a través de la Práctica Artística, Septiembre 2019, UniCen. 

El mismo texto que se presenta a continuación, se puede leer en las Actas de las jornadas siguiendo este enlace , donde también se puede acceder al video de la exposición.

“Toda vida, cualquiera que sea su forma o estructura, es siempre movimiento. Puede ser movimiento de pensamiento o de cuerpo, pero siempre es movimiento.”

Konstantin Stanislvaski

“Consciencia es pensamiento pensamiento es energía energía es movimiento movimiento es vida.”

Fedora Aberastury

 

 

EL MOVIMIENTO DEL PENSAR.

Diálogos y resonancias entre escultura, escena y otros lenguajes.

 

Gabriela González López

Departamento de Artes Dramáticas / UNA Universidad Nacional de las Artes / Profesora Titular de Cátedra: Asignatura Entrenamiento Corporal del Actor. gabrielagonzalezlopez@gmail.com

RESUMEN:

Este trabajo da cuenta y reflexiona sobre los procedimientos de investigación y creación abordados para la realización de una serie de experiencias escénicas creadas en diálogo con la obra de la escultora gallega Soledad Penalta. Cada una de ellas, concebida para un tipo de espacio diferente y con distintas intenciones de impacto en los espectadores: La performance Danzas para las esculturas del día a día (2015), una intervención a la muestra Esculturas del día a día en la Galería de arte Bus Station Space en Santiago de Compostela; la pieza de teatro-danza-visual Adónde, no importa; sólo pasos (2017- 2018), realizada en el Espacio Bali-Zabala de Buenos Aires, y la performance El movimiento del pensar (en proceso de creación), concebida como obra coreográfico- visual portable. Creadas mediante procedimientos de investigación de acciones, sonidos, movimientos, materiales. Surgidas de la inspiración, conceptuación y del deseo. Pero también, atravesadas por todo tipo de avatares: los tiempos disponibles de los co- creadores en una gran ciudad, la coyuntura socio-económica, el medio con el que se dialoga, los desafíos creativos que nos plantea la concreción práctica.

EXECUTIVE SUMMARY:

This work illustrates and reflects upon the investigation and creation processes carried out during a series of joint performances, in dialogue with the Galician sculptor Soledad


Penalta’s work. Each of these performances has been conceived for a different space and with different impact aim on the audience. The performance called Danzas para las esculturas del día a día (Dances for everyday sculptures) (2015), has been conceived as an intervention to the art exhibition called Esculturas del día a día (Everyday sculptures), at Bus Station Space Art Gallery from Santiago de Compostela; the visual- dance-theatre play called Adónde, no importa; sólo pasos (Where? It doesn’t matter: just steps) (2017-2018), has been staged at Espacio Bali-Zabala from Buenos Aires, and the performance El movimiento del pensar (The movement of thinking) (work in progress), has been conceived as a portable choreographic visual play. These works have been created by investigating with actions, sounds, movement and materials, and have sprung from inspiration, conceptualization and desire. At the same time, they have also been through all kinds of vicissitudes: the availability of the co-creators living in a big city; the socio-economic situation, the environment, and the creative challenges that the practical concretion brings about.

Palabras clave: Cruce de lenguajes-Artes visuales– Artes escénicas –Corporeidad del pensamiento- Cuerpo-Escultura-Movimiento- Actor–Bailarín – Movimiento Consciente

Orígenes de un diálogo inspirador e inesperado

Vamos a deconstruir una experiencia que, en definitiva, no es más que una serie de resonancias artísticas que dieron lugar a una investigación (por ahora en tres episodios- actos escénicos) sobre cómo transmutar la substancia escultórica en substancia escénica.

 

La escultura existe en el espacio.         La obra escénica existe en el espacio-tiempo.

 

Me topé con el trabajo de la escultora Soledad Penalta en el año 2004. Una de sus obras para gran formato, emplazada en el Parque escultórico de la Torre de Hércules, en la ciudad de A Coruña (España), fue la primera pieza que conocí y que esperaba el instante en que la perspectiva me permitiese verla porque sentía que “me hablaba”, me interpelaba, me daba una suerte de acogida a la ciudad natal de mi madre.

Sus características objetivas:

  línea

simple, dimensión enorme,

 

material

duro,

                  su emplazamiento;

 

se introyectaron en mi subjetividad de manera que, aún hoy:

me interpelan, me parecen animadas, me sugieren movimientos-pensamientos, me ponen en diálogo interior con el paisaje y mi historia, perduran en mi memoria.

 

Una resonancia que se multiplica

Once años después, fui invitada por María Ángeles Iglesias a crear e interpretar juntas una intervención performática sobre una serie escultórica de esta artista: Esculturas del día a día. La obra de la escultora se había vuelto aún más antropomórfica y había adquirido una cualidad, para mí, sorprendente: la de plasmar el movimiento humano.

Además, había incorporado la escritura a mano alzada en el acero, característica singular de su obra, hoy en día considerada un aporte en su especialidad.

Teníamos unos pocos días para trabajar, que resultaron muy intensos. El proceso de investigación se basó más en la relación personal de cada una con las obras y utilizamos procedimientos sobre el espacio, anteponiendo una dinámica lúdica. El objetivo fue el de generarle al público mayores tiempos de contemplación y nuevas perspectivas sobre las piezas. Uno de los textos que la escultora había usado mientras realizaba las obras (cuyos versos dan nombre a algunas de ellas) era el bellísimo poema persa del S.XII Rubaiyat, de Omar Khayyám. Decidimos incorporarlo.

En el caso de esta performance Danzas para las esculturas del día a día, la obra escénica convivió en el espacio con las esculturas. Y, tomando decisiones técnicas sobre el espacio, desarrollamos la variable tiempo.